Comienza Entrenamientos Personales para Mayores frágiles

La Fundación Lidia García, a través de su programa “Pasos x la vida” SALUD y el “Acompañamiento del Saber», pone en marcha el proyecto Entrenos Personales para Personas Mayores Frágiles. Está coordinado a través de los Recursos sociales municipales y las Zonas Básicas de Salud de la zona de los usuarios. Con la colaboración de la Obra Social La Caixa.

La formación de equipos interdisciplinares integrados por expertos en ciencias de la actividad física para la salud, personal sanitario (trabajadoras sociales, enfermeras de enlace y médicos de familia), así como la contribución de las familias en el proceso de valoración y selección de los pacientes; ha hecho que esta nueva iniciativa “Pasos x la Vida” SALUD (Entrenamientos personales para personas mayores frágiles o en riesgo de dependencia) pueda iniciarse con un gran respaldo académico y social.

El proyecto también contará con una Unidad de Valoración de Especialistas en Ejercicio Físico y Salud para personas mayores, así como médicos y psicólogos-as. Encargada de la supervisión y asesoramientos en la valoración de los pacientes y la planificación de los entrenamientos.

Los Entrenadores/as Personales Educadores/as Físicos Deportivos, desarrollarán una gran labor tratando de mejorar la forma física de las personas mayores más vulnerables. Y, estamos seguros, que con ello se podrá ganar Vida a los años.

No podemos olvidar, que la práctica de ejercicio físico es una de las principales estrategias no farmacológicas para cumplir años de forma saludable y mejorar la calidad de vida. El ejercicio conlleva efectos beneficiosos sobre aspectos psicológicos y físicos en personas mayores y es, a día de hoy, el principal factor de protección frente a enfermedades asociadas con la edad.  

A medida que nos hacemos mayores crece el riesgo a las caídas y las fracturas. Estas fracturas lideran las causas de muerte, discapacidad y los gastos sanitarios generados por las personas mayores. Frente a esta problemática, el ejercicio se presenta como una herramienta segura y eficaz para prevenir las caídas y las consecuencias asociadas a éstas.

Por ultimo resaltar que el grupo más afectado, desde el punto de vista físico, tras 3 meses de confinamiento han sido las personas mayores. De manera general los estudios coinciden en un empeoramiento de su condición física general que les restan en independencia y calidad de vida.

Algunos de los beneficios de la práctica de ejercicio físico entre las personas mayores son los siguientes:

  • Prevenir la pérdida de masa ósea y la atrofia muscular.
  • Evitar enfermedades metabólicas, cardiovasculares, cerebrovasculares, enfermedades neurodegenerativas.
  • Evitar caídas.
  • Estimular la secreción de endorfinas.
  • Mejorar las relaciones sociales.
  • Mejorar el descanso.
  • Evitar el sobrepeso.

 

            PASOS X LA VIDA!